El lenguaje no verbal como valor añadido

El lenguaje corporal es una forma de comunicación que se basa en los gestos, posturas y movimientos, tanto del cuerpo como del rostro, para transmitir información. Suele hacerse de forma inconsciente, por lo que es un buen indicador del estado de ánimo, tanto desde el punto de vista del gestor como del cliente.

Hablar es mucho más que reunir palabras de forma más o menos afortunada; escuchar es mucho más de que oír; y comunicar es mucho más que enviar y recibir paquetes de datos. Comunicar es compartir una información racional y emocional, poniéndola realmente en común, acordando con la otra persona su 
significado y valoración. Y eso no se consigue plenamente sin la intervención de la conducta no verbal.
Para seguir leyendo, hazte socio
Gracias por seguirnos
Antes de meternos en materia, te recomendamos que leas nuestro artículo sobre Los valores añadidos en los despachos profesionales.

Los valores añadidos son necesarios para conseguir distinguirse de la competencia.

El lenguaje corporal es una forma de comunicación que se basa en los gestos, posturas y movimientos, tanto del cuerpo como del rostro, para transmitir información. Suele hacerse de forma inconsciente, por lo que es un buen indicador del estado de ánimo, tanto desde el punto de vista del gestor como del cliente.

Hablar es mucho más que reunir palabras de forma más o menos afortunada; escuchar es mucho más de que oír; y comunicar es mucho más que enviar y recibir paquetes de datos. Comunicar es compartir una información racional y emocional, poniéndola realmente en común, acordando con la otra persona su significado y valoración. Y eso no se consigue plenamente sin la intervención de la conducta no verbal.

Evolutivamente hablando, el lenguaje corporal nos acompaña desde mucho antes de convertirnos en humanos. Está fuertemente vinculado con la parte emocional, intuitiva e instintiva de nuestro cerebro, y se desarrolla principalmente en el plano inconsciente. De ahí su importancia, y también su desconocimiento.

Conceptos del lenguaje no verbal

Contacto visual

Cuando hablamos, la mayor parte de las veces estamos viendo a la persona delante de nosotros, por lo que el contacto visual hacia el rostro de la otra persona es casi obligado y continuo.

Tono y volumen de voz

Son los elementos más importantes dentro del lenguaje no verbal. La unión de ambos puede implicar varios significados:

  • Tristeza: volumen bajo y un tono solemne en la voz.


  • Alegría: volumen alto y un tono duro en la voz.


  • Desinterés: volumen y tono bajo en la voz.


  • Nerviosismo: volumen medio-alto y se habla de forma rápida.


  • Sorpresa: tono alto, velocidad rápida y una pronunciación acentuada en la voz.


  • Confianza: volumen alto, tono decidido y velocidad media.


En ocasiones, si no controlamos los movimientos, pueden distraer o enviar señales contradictorias al interlocutor, perjudicando la comunicación.

Hablar enseñando las palmas de las manos ofrece una mayor credibilidad. Son la parte del cuerpo menos visible, pero puede decir mucho sobre la persona que está hablando.

En una conversación es fundamental controlar el movimiento de las piernas y pies. Sentarse con una pierna elevada y apoyada sobre la otra revela una actitud competitiva, puede indicar que te preparas para una discusión.

Tener los pies separados y los brazos ligeramente abiertos, enseñando las palmas,  envía un mensaje de honestidad, sin ocultar nada al cliente.

Autor: José Pedro Martín

Apasionado por los Procesos y la Tecnología en los Despachos Profesionales. Fundador y director del Centro de Innovación de Despachos Profesionales.

Asesora a empresas líderes en el sector de los despachos profesionales, investigador e inversor en proyectos tecnológicos. Actualmente inspira y ayuda a los directores de los despachos profesionales en la implantación de tecnología